En más de una ocasión me he topado con anuncios que ofrecen el servicio de impresión en tabloides a un bajo costo, con aditamentos especiales, calidad de impresión digital, formatos revisado y no que tanta la palabrería.  Siendo sincero no entendí casi nada de lo que aquel anuncio quería decirme, pero eso sí, despertó mi curiosidad por el tema que tanto anunciaba, por lo que me di a la tarea de investigar sobre el tema y el día de hoy te dejo esta bonita información, esperando que te ilumine tanto como a mi.

La impresión digital básicamente es la impresión directa de un archivo digital a algún formato de papel, lo cual puede hacerse a través de varios procesos. Dichos archivos pueden contener letra, imágenes, gráficos, etc. Y puede ser generados en sistemas especializados.

A diferencia de la impresión tradicional, la impresión digital es mucho más económica, se puede entregar de manera inmediata porque su producción no tiene un tiempo de secado.

Se permite hacer cambios de último momento y la transportación del impreso es simple, basta con tener una memoria y una computadora para volver a verlo. Su bajo coste permite que puedan crearse tirajes cortos en vez de voluminosos paquetes. Su calidad compite con la calidad Offset, independientemente de la cantidad y la saturación de colores.

Para la impresión digital, existen varios formatos de impresión y tamaños de impresión, que verían de acuerdo con el uso de cada persona. Los principales formatos son Carta, que mide aprox. 21.5×28 cm; el formato A4, que es un centímetro más alto que el anterior; el famoso tamaño tabloide de 28×43 cm; el tabloide rebasado de 30.5×46 cm y el super tabloide de 33×48 cm. También existen de menor tamaño, usados para tarjetas de presentación, invitaciones, etc.

La impresión digital tiene como una ventaja el poder trabajar en muchos tipos de materiales como el papel, la opalina, el acetato, cartoncillo, vinil y lona, sin que la imagen pierda su nitidez o calidad de colores. Sea grande o pequeño el formato, este tipo de servicios puede satisfacer tu necesidad.

Pero también tiene algunos inconvenientes, el primero es que solo imprime CMYK y no colores directos, por lo que el emplear tonalidades especiales es casi imposible. En grandes tirajes puede ser más caro que la impresión tradicional. Así como que pueden aparecer pequeñas variaciones de color en las impresiones del mismo proyecto.

Papelerias como Lumen o Office max cuenta con este tipo de servicios, pero si no tienes una cerca, no te preocupes, te recomiendo consultar también que imprentas cercanas cuentan con este tipo de servicios

 

Facebook Comments