Para brindarle a tu casa o negocio una mayor seguridad, es común buscar centros que se dediquen a la venta e instalación de camaras de seguridad, pero antes de comprar el sistema más caro o el que más te recomiende la tienda debes tener en cuenta lo siguiente

¿Dónde vas a instalarlas? 

Una de las principales características entre los diseños de las cámaras se basa mucho en el lugar donde será colocado. Para los exteriores, las cámaras se diseñan para ser visibles y con materiales resistes a golpes, movimientos bruscos, además de las inclemencias del tiempo como lluvia, granizo, días muy soleados o vientos fuertes. En cambio, la mayoría de las cámaras que se colocan en el interior suelen ser discretas y en algunos casos, con el avance tecnológico, sistemas como el de Nest pueden llegar a pasar por artículos decorativos que fácilmente se pierden en el ambiente de una habitación. Según el angulo que quieras tomar, también debes pensar si la instalación necesita hacerse en el techo o en la parte superior de alguna pared.

¿Qué sistema necesitas? 

Aunque actualmente la mayoría de los sistemas de grabación subí el video a un archivo de almacenamiento vía Internet, donde podrás consultarlo durante un tiempo antes de que se borre completamente, también puedes optar por un sistema de circuito cerrado que permita almacenar las imágenes en procesador, para que tengas acceso a este sin problemas. Solo recuerda que el sistema que elijas debe ser de acorde a las necesidades de cada usuario. Si quieres vigilar tu casa u negocio en cualquier parte y a cualquier hora, es mejor el sistema que se conecta con Internet, por el contrario, si quieres tener vídeos grabados para después revisarlos, entonces te conviene más la segunda opción.

¿En que momento del día vas a ocuparlo más? 

si vas hacer una grabación 24 horas, lo mejor es optar por cámaras que tengan visión infrarrojo para captar imágenes a pesar de la escasa luz, sin embargo, si piensa que la mayor parte de la grabación se lleva a cabo durante el día y la noche no es muy relevante, puedes prescindir del sistema de luces infrarrojas.

Finalmente ¿Me debo fijar mucho en el precio? 

Si, pero no por lo que crees. Si bien, ahora los sistemas de seguridad son muchos más económicos y accesibles que en otros tiempos, lo cierto es que muchas empresas gustan de elevar el precio argumentando que son “servicios de calidad excepcional” sin embargo, lo mejor que puedes hacer es comparar en más de un establecimiento el precio calidad del trabajo, resolución y las garantías que te otorgan con la compra. Así tendrás una buena idea de que esta dentro de un precio razonable y cual esta exagerando el precio real del producto.

 

Facebook Comments
¿Te ha gustado el artículo?
[Total: 0 Average: 0]